jueves, 18 de octubre de 2018

Tú no dejes de creer.


Tú no dejes de creer en esos pajaritos de papel
de lozana tesitura, que brotaron de tu piel 
                 y llevaron su querer en locura...

No dejemos huir al ruiseñor
             que se anida en el corazón
que tembloroso y pujante nos lleva adelante
            vertiente del buen amor
aleja  horas mustias y vacías 
           para verter en sonrisas 
                         las chispas de alegrías

Tú no dejes de querer ser  rosa primorosa
que rebrota entre costras 
                de esas heridas del corazón
que sus jirones de amapola llevan al viento su viola
de los sueños renovados de una nueva pasión
           porque no hay quien rompa 
                  lo que soñaste frente al sol

Y no te dejes al desamparo
          que de todo lo cultivado
guardes  para después
         que nadie entrega divisa
cuando se quiebra la tez
        y es torpe tu paso 
ahí ya no hay lazos
            que te quieran sostener... 

Mas tú no dejes de sentir
          en una copa la vida gloriosa
que de su mañana nadie se apropia
         y en el carril de la vida
seguir sonriéndote bendecida
y soñar con sus colores
que de ese esplendor de amores
           a perpetuo se quedará
que es mejor morir soñando
         como lo dice el tango
y en un aletear la mariposa
       al fin encuentre su Luz de rosa
al fin encuentre su Paz.-

Meulen/2018



(imágenes de Internet)


domingo, 14 de octubre de 2018

Arropo del corazón.

Estamos en primavera, eso  me dicen los meses del año...

Y se siente el latido en el corazón...cantan las aves sobre el portón
sueños vendrán o renovarán...meditación...

(foto Internet)
Sin embargo la lluvia no cesa y de mis aves a las flores , no es muy grato seguir esperando el sol...
Mientras se juega en la imaginería ...colores en el pensamientos, fluir 
no se haga el sentimiento pesado, turbio, sino ver aquí y allá buscar 
para asemejarse al florecer...


Mientras me tomo un té bajo un paraguas de mil colores...
todo se anima en el corazón y los ojos despabilan su pereza...


Ayer me regalaron huevos azules, anaranjados de doña Ga 
cantoras del tiempo ,entre sus plumas de colores arropan a sus polluelos bajo la lluvia...

(foto Internet)
Adoro los patos, desde niña los cuidaba descalza por las pampas ,los arreaba y vigilaba en el río...

Cuando bellos reflejos del agua anidan en tu memoria
dibujan la historia del torrente del corazón...


Y doña Pata busca comida u abrigo...las aves son a veces mágicas, 
son más de las veces compañeras de tu andar...

Que venga entonces la primavera , llene de color esta parte de mi tierra

Hay un latido fecundo
un canto profundo
todo renuevo es un enjambre
de la raíz, de la sangre
pálpito vivo 
voz de un insecto a medialuna
volar tan alto su desafío
buscar la luz el mayor brío.


te espero sol!


Meulen/2018

(La mayoría de las fotos son de mi autoría
los dibujos son mi autoría.)

jueves, 11 de octubre de 2018

Renovación.

                                           (Pintura de mi autoría, 1998)

Que no me falte vida
para verte volar sin mancha
             sin cerrazones ...
Que el vuelo de las aves
anuncien la transmutación del fuego
       en la sangre renovada
           en tu voz amanecida
                de un nuevo dulzor.
Que no me falte la vida
            para seguir encendiendo
torrente del viento
             torrente del río 
torrente del flujo vivo 
               de tu corazón...amor.

Meulen/2018

domingo, 7 de octubre de 2018

Necesito la vida.




Necesito la vida. Necesito el dolor .
Necesito un día más, para seguir arañando 
 y develando las migajas del destino.

El color del sol que me despierta cada mañana
              necesito de todo y de nada ...
cuando se hace el silencio...
                               es cuando más soy

No me angustia el silencio
no me aferro al desconsuelo


Me aferro a la luz que brota por las rendijas de mi cielo mañanero
por la comisura celeste de la luna 
                              así se expande el amor


Meulen/2018

sábado, 6 de octubre de 2018

Siempre la misma amanecida.



Siempre la misma amanecida, cordillera adentro.
Desatadas las mismas quejas , el pan no es fácil ganarlo a la mesa, unos de arriba, otros por abajo, la misma cruz. La miseria arrecia. Los errores  suman tragedias. No quiero llorar que desgraciados sobran en la tierra. No quiero saber de que me moriré...la peste invisible se lleva a miles y en el mercado se sigue vendiendo utopías a cambio de un peso embolsado por los vivarachos y poderosos de siempre. 
Los corderos más de las veces, se ofrecen solos al matadero.
Y a pesar de eso, la luna sigue alumbrando en la penumbra...para que te autoconvenzas que la oscuridad nunca es eterna.

Meulen/2018

martes, 2 de octubre de 2018

Levedad.


Y bastó que me miraras 
       un segundo
para entender
          mi anhelo reprimido
mas mi voz no alcanzó
        a gritar el estruendo
que mi torpe corazón 
                  estremecía...

Ay! de que valió 
      este encuentro inusitado
si sabíamos que nada detendría
      amor nacido en el ansia envanecida
apenas tiene una suave imagen
      de unos ojos y una sonrisa
             levedad en el tiempo diluida...

Meulen /1998 - 3018

(Poema reeditado)